:: Recetas sanas y ricas

::    Las mejores recetas contadas por Pablito Martín:

   Todas las semanas te daré distintas recetas para que tu alimentación sea variada, rica, sana y sobre todo divertida. Lo único que tenés que hacer es calentar el agua para unos ricos mates, poner música fuerte y a disfrutar!!! Click acá.

   Si querés escuchar los audios de las recetas, Click acá.

 

:: Receta destacada de la semana

:: 10 consejos gauchitos para cocinar mejor y más sano

Tarta de zapallitos y cebolla totalmente diferente!!!

foto:: Buenas y salsas gente linda. En esta oportunidad les ofrezco continuar en el camino de la alimentación sana, pero de una forma diferente. Porque hoy no vas a encontrar ningún dato nutricional o cualquier comentario sobre por qué es mejor consumir tal o cual alimento. Sino algunos consejos gauchitos sobre cómo organizarse a la hora de cocinar. Mate de por medio con algunos bizcochitos de girasol y continuamos.
:: Hay muchas personas a quienes no les gusta cocinar o prefieren escaparle por diferentes motivos. Tal vez nunca se dieron cuenta que hacerlo es uno de los actos de amor más profundos. Realmente no estoy exagerando, pensalo así:

  1. Cuando organizas una cena romántica y le cocinas a tu pareja, ¿no lo haces con todo el amor del mundo?
  2. Cuando reunís a la familia para festejar un acontecimiento o simplemente para verlos, ¿crees que en ese plato no se transmite tu amor?
  3. Y cuando estás mal por algún motivo en especial y tenés que cocinar sí o sí, ¿crees que tu energía no se transfiere al plato?

:: En fin, los ejemplos pueden ser muchos pero la realidad es una sola: al cocinar algo, toda tu energía se refleja en la preparación. Por eso me gustaría darte algunos consejos para contagiarte mis ganas de cocinar y de esta forma mejorar tu rendimiento.
:: 1- La cocina es un lugar para relajarse y disfrutar: Tratá de tomarte las cosas con más calma, llegá a tu casa, dejá los problemas laborales afuera y disfrutá cada instante de tu vida. Para esto, lo mejor es poner música que te agrade y/o relaje, tomar algo rico mientras cocinas, bailar y cantar mucho.
:: 2- Busco, pienso y luego cocino: Primero fijate los ingredientes que tenés en tu casa, luego tratá de pensar bien lo que vas a preparar y por último cociná. De esta forma evitarás sorpresas en el medio de una preparación, como por ejemplo: “no te puedo creer que me quedé sin miel” o “si ayer tenía ½ kilo de harina acá, ¿quién la usó?”.
:: 3- Gestioná el tiempo: Organizá bien los tiempos para no tener momentos muertos. Por ejemplo, poné a hervir el agua o prendé el horno para que se caliente mientras cortás los vegetales.
:: 4- Dejá las preparaciones largas para el fin de semana: Si tenés ganas de comer un guiso de porotos y recién llegas a tu casa a las 20 hs, lo más lógico es que lo prepares durante el fin de semana y si es el domingo mientras escuchas la columna de Pablito en “el mejor momento de tu vida” mucho mejor.
:: 5- Veinte o treinta minutos bastan: Hay muchos menús que se pueden preparar en menos de treinta minutos. Vegetales salteados, tortillas, pastas con diferentes salsas, frutas de estación, son algunos de los ejemplos que se me vienen a la cabeza en este momento.
:: 6- Aplicá cocciones cortas: Si tenés una olla a presión utilizala, usa el wok y su técnica, cociná en el horno. El vapor es otra buena opción para aquellos a quienes les gustan las verduras al dente.
:: 7- Cociná pensando en el mañana: En la medida que se pueda, cocina para varios días. Ejemplo: si vas a hacer una salsa, en vez de utilizar 1 kg de tomate ponele 2 kg, de esta forma te quedará salsa para varias comidas, pero trabajaste una sola vez. El resto dividila en porciones y freezala. Cuando la necesites, simplemente tendrás que calentarla y listo. En ese momento estoy seguro de que te acordarás de este consejo.
:: 8- Tené una alacena surtida: Tratá de ir incorporando diferentes alimentos, de esta manera tendrás muchas opciones a la hora de crear. Buscá tu lugar preferido para hacer las compras, porque el empleado o dueño es la persona que te dirá qué producto es el mejor y cuál está en su punto exacto.
:: 9- Cocinar es un aprendizaje diario: Nadie nació sabiendo cocinar. El mundo culinario es infinito y el aprendizaje es cotidiano. Por eso, si probas una receta y no te sale bien, no te desanimes porque para la próxima sabrás qué hacer y qué no.
:: 10- Cociná con el corazón y no tanto con los ojos: Es fundamental poner todo tu amor, esmero y alegría en las preparaciones, porque vos no estás trabajando en un programa de televisión donde los platos tienen que ser llamativos a la vista y no al paladar. Con esto no quiero que se entienda que la presentación no es importante, lo es y mucho pero no es primordial.
:: Por último, me gustaría que recuerdes que antiguamente cuando ibas a comprar algo al almacén de la esquina, el dueño siempre te daba la yapa. Bueno, yo no quería ser menos y hoy te regalo mi yapa:
:: Tené todos los utensilios en buenas condiciones: Con esto me refiero a que el cuchillo y la cuchilla tiene que cortar y no moler, a que la tabla tiene que estar lisa y no toda doblada, a que siempre tenés que tener un trapo para limpiar la mesada y a que tengo ganas de seguir escribiendo y si fuese por mí continuaría poniendo cosas, pero por respeto al lector, o sea a vos, prefiero dejarlo acá.
:: Espero que a partir de ahora tomen en cuenta algunos de estos consejos. Sigan proponiendo temas en www.chefenmicocina.com.ar así juntos investigamos y decidimos cuál será el próximo. Gracias por seguir eligiendo alimentarse con el corazón y no tanto con los ojos y por estar siempre.

:: Pablito Martín. Chef – Periodista.

Bogado

:: Tarta de zapallitos y cebollas

Aporte nutricional según Clara B. Álvarez:
Cantidad total de calorías por porción 190kcal.
27 grs son aportados por hidratos de carbono
7 grs por proteínas
7 grs por grasas
Si no hacen la masa, usar las de tarta integral con aceite, no grasa vacuna. Las que encontrás en el mercado tienen grasa vacuna, salvo las que indican sin colesterol que tienen aceite vegetal”.
INGREDIENTES
Zapallitos                              4
Cebollas                                3
Diente de ajo                         1
Harina integral                       1 cucharada
Aceite de oliva                       Cantidad necesaria
Agua o caldo de verdura          200 cc
Pimienta y sal marina               Cantidad necesaria
Pimentón o páprika                 1 cucharadita
Semillas de chía                     2 cucharadas
Levadura de cerveza en copos  3 cucharadas
Masa para tarta                      1 disco

PROCEDIMIENTO
Prendé el horno en máximo.
Pelá la cebolla y cortala en octavos (primero al medio, luego cada mitad al medio y nuevamente cada una al medio). Hacé lo mismo con los zapallitos, pero sin pelarlos.
Picá el diente de ajo.
Poné las cebollas y los zapallitos en una fuente para horno aceitada (cada gajo tendrá que estar en contacto con la superficie). Salpimentalo y ponele un chorrito más de aceite.
Cocinalo en un horno fuerte (sobre el piso) durante 6 minutos. Luego da vuelta los vegetales y cocinalos nuevamente 6 minutos. Reservá.
Tostá las semillas y molelas.
En una cacerola colocá 3 cucharadas de aceite y cuando esté caliente, ponele la harina y revolvé rápido. De a poco incorporá el líquido frío hasta formar la salsa blanca. Salpimentala, agregale el pimentón, las semillas, la levadura, el ajo y las verduras. Mezclá bien.
Poné la masa en una tartera y luego el relleno.
Cociná en un horno moderado hasta que la masa esté cocida (15 minutos).

Opción gauchita: Para que el relleno quede más firme agregale dos huevos batidos en el momento que ponés los últimos ingredientes (semillas, levadura, verduras, etc.).
Para darle más sabor, podés utilizar el queso vegetal que te enseñé la semana pasada (buscalo en este portal).

:: Pablito Martín. Chef – Periodista.

 

:: Ensalada de zapallitos y cebollas

Aporte nutricional según Clara B. Álvarez:
Cantidad total de calorías 747kcal.

INGREDIENTES
Zapallitos                              4
Cebollas                                3
Tomates                               2
Diente de ajo                         1
Radicheta o lechuga                2 paquetitos o 1 de lechuga
Pimienta y sal marina               Cantidad necesaria
Aceite de oliva                       Cantidad necesaria
Semillas de lino                       2 cucharadas
Levadura de cerveza en copos  3 cucharadas

PROCEDIMIENTO
Prendé el horno en máximo.
Pelá la cebolla y cortala en octavos (primero al medio, luego cada mitad al medio y nuevamente cada una al medio). Hacé lo mismo con los zapallitos, pero sin pelarlos.
Picá el diente de ajo.
Poné las cebollas y los zapallitos en una fuente para horno aceitada (cada gajo tendrá que estar en contacto con la superficie). Salpimentalo, espolvorealo con el ajo picado y ponele un chorrito más de aceite.
Cocinalo en un horno fuerte (sobre el piso) durante 6 minutos. Luego da vuelta los vegetales y cocinalos nuevamente 6 minutos. Reservá.
Tostá las semillas y molelas.
Cortá los tomates en gajos finos.
Limpiá bien la radicheta o la lechuga. Luego cortá las hojas con la mano.
Poné las cebollas, los zapallitos, la radicheta o lechuga, los tomates y las semillas en una fuente. Espolvoreá con la levadura, con una pizca de pimienta y otra de sal y agregale un chorito de aceite. Mezclá bien y serví.

Opción gauchita: Para darle más sabor, podés utilizar el queso vegetal que te enseñé la semana pasada (Buscalo en este portal). También le podés agregar olivas negras y frutos secos.

:: Pablito Martín. Chef - Periodista

 
YouTubemailtwfacebookblog